lunes, 2 de junio de 2014

Tema Polémico: Ni de izquierda ni de derecha

A los liberales en muchas ocasiones suelen señalarnos como personas “de derecha” principalmente por el hecho de que defendemos libertades económicas como el libre comercio, el respeto a la propiedad privada y los contratos entre las partes dentro del mercado sin la injerencia del gobierno. Probablemente es cierto que en esto coincidimos con algunos grupos “de derecha” o conservadores sin embargo hay muchas ideas de los conservadores que lejos de ser similares a las nuestras más bien las consideramos retrógradas y muy lejanas a nuestra manera de pensar. En lo que respecta a libertades sociales como la libertad de credo, orientación sexual y consumo de drogas bien podrían decir que nos parecemos más a grupos “de izquierda”. Hay otras libertades inclusive, como la libertad de expresión, en las que somos consistentes y no andamos en conveniencias como suele suceder con estos grupos “de izquierda” o “de derecha”.

Lo que sucede es que nosotros simplemente defendemos la libertad en todas sus expresiones. Eso hace que en algunas ocasiones coincidamos con algún grupo o con otro y no somos “medias tintas”. De hecho, no nos deja de molestar un poco que grupos de derecha y de izquierda comúnmente incluyen la palabra libertad en sus discursos pero luego defienden políticas que lo contradicen. Los socialistas acusan de “cavernícolas” a aquellas personas que atacan a otros porque simplemente no siguen un estándar antiguo de buenas normas morales o conductas. En eso estamos de acuerdo y nos alegra que cada vez son más las personas que con mucho respeto y tolerancia aceptan a otras personas sin importar si orientación sexual, credo o forma de vida; pero también es muy evidente la contradicción en la que caen los socialistas cuando luego se ponen a atacar el libre comercio y los derechos de propiedad sin tomar en consideración el enorme beneficio que le han traído a la humanidad. Eso sería igual de “cavernícola”. Lo mismo se podría decir de los grupos de derecha pero al inverso. Al final los liberales podríamos decir que ambos grupos son “cavernícolas” por distintas razones.

Es por eso que los liberales no somos ni de derecha ni de izquierda. No andamos con dobles discursos ni dobles morales. Somos 100% consistentes en una cosa que es la defensa de la libertad. 

No hay comentarios.: